24 jun. 2010

lejana...





Casi me enredo
al caerme entre tus ojos
y mi hombro,
soñando que estabas ahí,
que nos habíamos encontrado,
que nos habíamos emocionado juntos...

Recorrí cada entorno
de las comisuras de tus labios
saboreándolos mordazmente,
estremeciéndome con el
exótico aroma de tu encanto.

Mi mano se dedicó
a deslizar tu suave
y tersa piel,
morena apenas,
y tu perfume inundó
mis gustos...

Tus caderas
las sentí contra mí,
y esperé que todo tu cuerpo
me enfrentara.

No sé si sucedió
en realidad,
pero aún
tu sentir me persigue...

5 comentarios:

  1. Casi me enredo entre las caricias de tus letras...En la suavidad de tu erotismo en el acento de tus versos...casi me pierdo en el aroma de la noche...un hermoso poema.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Que forma mas sutil utilizas para llegar al alma.
    Me encantó!
    Besos

    ResponderEliminar
  3. "...estremeciéndome con el
    exótico aroma de tu encanto..."

    ResponderEliminar
  4. Que hermosas palabras,
    tu poesía es un sueño , un hermoso sueño que bien podría ser realidad, una realidad de caricias, sensualidad y erotismo.
    La música que acompaña es el marco ideal para este bello poema, que placer!

    Besos para tí querido amigo y que tengas muy buena semana.

    ResponderEliminar
  5. tekla...

    si se quedó en tu alma y en tus sentidos de esa manera... es por que sucedió amigo querido!!
    "hay cosas del corazón que la mente no entiende"

    precioso!!!

    hermosos días!!!

    beso!!!

    ResponderEliminar