22 jul. 2010

nocturno...









Me sobrevuelas en lo profundo de la noche
mientras escribo en mi mente
sonetos que no recordaré por la mañana...

Me persigues como una pantera a su presa
y sin ningún miramiento
me dejo atrapar...

Me transformas en un niño
para jugar sin tapujos
en laberintos de papel...

El frío no me inquieta
sólo recuerdo tu mirar,
no sé porqué
me trae paz,
me transporta...

Me asusto?, quizás...
Me gusta?, también...

La suave brisa me acaricia,
se arremolina incluso con mis deseos,
y cierro mis ojos
me dejo llevar,
allí,
donde tú estás...



7 comentarios:

  1. Es precioso este poema, se notan sus sentimientos a flor de piel...

    Hace bien en dejarse llevar y sentir.

    Besito

    ResponderEliminar
  2. Una mezcla extraña de sensaciones,verdad?
    No dejes de soñar.La vida sin sueños no tiene sentido.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Me dejo llevar por la suave brisa que hay entre tus palabras... Disfruto tu soneto como el canto de una ave nocturna....

    Besos

    ResponderEliminar
  4. Vuela , sueña, desea , nunca dejes de hacerlo, es lo más bello de la vida.
    Vive tus fantasías , quizás algún día dejen de serlo para convertirse en una hermosa realidad.

    Esa canción me encanta!

    Besos para vos mi querido amigo y que tengas un precioso finde.
    REM

    ResponderEliminar
  5. Dulce y bello poema, donde dejas que se refleje tu sensible corazón. La destinataria va a sentirse orgullosa de ti. ¡Felicitaciones! UN abrazo.

    ResponderEliminar
  6. ...tienes razón,para qué "argumentar más" si la noche se cierra con los ojos y delinea formas de amor, que ya no caben en los versos...

    Un beso Ricardo,

    A.

    ResponderEliminar
  7. Cuando el amor nos hechiza el corazón esta ardiente por alcanzarlo...nos diluimos en su eco ...en el sueño buscando realidades ...hermoso! Ricardo

    ResponderEliminar